Planeación y misiones sin GPS | Marta Juanita | Mariana Mazzucato
Inicio COLUMNA ESPECIAL DEL DÍA Planeación y misiones sin GPS

Planeación y misiones sin GPS

Escrito por Marta Juanita Villaveces Nino

En Colombia la coyuntura es una borrasca que agita cualquier certeza de corto plazo. Es difícil escribir sobre el día a día porque las noticias rápidamente se traslapan y condenan alguna a la caducidad o al olvido. Iba a escribir sobre la catedra inaugural en la que la Facultad de Ciencias Económicas de la Universidad Nacional de Colombia acogió a la profesora Mariana Mazzucato en una increíble conferencia titulada “Catalizando y dando una dirección al crecimiento económico sostenible e inclusivo”, pero la coyuntura en movimiento, me invita a pensar también en la salida del Director del Departamento Nacional de Planeación -DNP-, Jorge Iván González.

Voy a intentar unir esos dos temas. No es algo forzado. Recordemos que la profesora Mazzucato ha hecho carrera y ha logrado reconocimiento mundial con sus propuestas económicas en torno al rol de las Misiones Económicas, la relación sector público-privado y la interpretación de la generación de riqueza y del valor teniendo en cuenta la innovación y el bien común.

Estas propuestas han sido retomadas por algunos gobiernos locales y nacionales para plantear una gestión por misiones y proponer co-creación de valor con comunidades.  En Colombia, la profesora Mazzucato ha tenido la oportunidad de trabajar con entidades e interactuado con el DNP alrededor de estos temas.  El mismo González, señaló la potencia de sus planteamientos al invitar a pensar de manera distinta y de ver la posibilidad de coordinar entre el sector público y privado la inversión estratégica, como una dinámica incluyente que potencia la inversión, el crecimiento y por tanto, el bienestar.

Esa misma idea (y muchísimas más del llamado sabio), se observan en el Plan Nacional de Desarrollo que, como novedad organiza de manera integral las cinco metas en líneas transversales que se observan en cada tema de política.  Me explico, más allá de si el PND sea o no alcanzable, su conceptualización tiene 5 ejes que se desarrollan de manera integral en políticas públicas coordinadas, rompiendo un poco la compartimentalización.  Ya sé, varios expertos economistas dirán que esto ya estaba en todos los planes de gobierno, pero, no lo creo.  En otros PND, veo más una lógica compartimentalizada que luego articulaba el DNP.

El desafío del profesor González fue tejer la colaboración y coordinación en el PND y en apuestas transversales de una envergadura tremenda que, sin duda trascienden los 4 años de un gobierno.  Una apuesta que retomó elementos que ya venían (programas y políticas de lucha contra la pobreza, por ejemplo), con lenguaje novedoso que ha implicado un reto no sólo de comprensión sino de asimilación por parte de tantísimos actores: economía popular, registro universal de ingresos, transición energética para la vida, entre otros.  En esto se percibe la influencia de Mazzucato:  se necesitan apuestas grandes de inversión pública y privada que catalicen el desarrollo económico, generen innovación que trascienda el objetivo principal.  Yo sé, esos “expertos” economistas hombres insisten que eso es casi superfluo, pero esa crítica desde una posición correcto-económica-ortodoxa, no es propositiva sino reiterativa en señalar que lo propuesto por Mazzucato ya lo hacía el DNP.

Total, no escribo para discutir con los economistas correcto-económico-ortodoxos sino para señalar que la planeación necesita un GPS y un líder.  No es solo tener una hoja de ruta como el PND sino tener la capacidad de poner a andar esas grandes metas o misiones.  Eso puede ser de largo aliento y la política es ansiosa de resultados inmediatos. Pero la planeación es de paciencia y de tiempos.  Es torpe la idea de que los resultados se dan cuando se sentencia en tono enfático “quiero eso para ya” como si así se lograra. La realidad de un buen gestor es precisamente hacer equipos, tener, no una sino varias rutas para implementar las apuestas, más cuando implican cambios importantes en la forma en que se venían haciendo las cosas.  Tiempo no es inoperancia y eso no era el caso del profesor González quién, luego del PND envió señales poderosas de asuntos no menores: el catastro multipropósito, la misión de descentralización, el registro universal de ingresos y los instrumentos de focalización para los programas de superación de la pobreza.  Es decir, estaba implementado la hoja de ruta.

Las ideas de Mazzucato, la apuesta del PND y la salida Jorge Iván González me lleva a alarmarme por la ausencia de GPS.  Su reemplazo no puede ser una ficha política para garantizar votos a las reformas.  El DNP es una institución que coordina, hace seguimiento y evaluación a la política pública, apoya la convergencia y articula. Esto es un asunto técnico y no una cuestión de intereses políticos. Por eso preocupa que quien llegue, entienda la función misional del DNP y el peso de las apuestas del PND que des-compartimentalizan la gestión pública.  El riesgo es grande perdiendo el “norte y sur”. Al profe, en la Facultad de Ciencias Económicas, su casa, tiene las puertas abiertas para aprender de sus experiencias y amplio conocimiento.

Artículos Relacionados

2 Comentarios

Iván Hernández febrero 12, 2024 - 8:30 am

Muy buenos días apreciada Juanita.

Recuerdo que en varias reuniones y encuentros con profesores en la Universidad Nacional y otras instancias académicas, he insistido que en la academia, en general , es sano y necesario que se presenten puntos de vista diferentes y/o complementarios, en fin, diversos. Lo contrario, se presta a sospechas, por ejemplo, que no se realizó un debate sopesado y académico al respecto.

En el primer año y medio de este gobierno fueron nombrados al menos cinco académicos de la Academia Colombiana de Ciencias Económicas como altos funcionarios de gobierno, y esto es muy importante reconocerlo. Por tanto, hicieron parte de la formulación y participaron en procesos de construccion de política pública, tan importantes como la Reforma tributaria, el Plan nacional de desarrollo, el Conpes de reindustrialización, entre otros documentos de política pública. Puede que, para este punto de implementación y ejecución de la política pública en que participaron los mencionados académicos y academica de la ACCE, se requieran otro tipo de perfiles y por eso se toma la decisión que los documentos ya cuentan con la relativa diversidad que habla Alejandro Gaviria en su entrevista con la Revista Cambio.

Pienso que así PUDO haber ocurrido, por ejemplo, con el cambio del Ministro Arturo luna por Yesenia Olaya en el Ministerio de ciencia, tecnología e Innovación. Las políticas orientadas por misión fueron impulsadas especialmente por el primero , incluso desde el gobierno anterior en el área de bioeconomía, e implementadas por la segunda.
Un abrazo

Responder
Iván Montenegro Trujillo febrero 12, 2024 - 7:13 pm

La intersectorialidad, intertemática en el PND y en el CONPES de Reindustrialización están construidas. Resta identificar el grado de convergencia y consistencia entre las diferentes políticas públicas, clarificando y manteniendo, al mismo tiempo, los liderazgos sectoriales y territoriales. Resta, asimismo, precisar y acordar la inter y transdisciplinariedad en los Proyectos estratégicos, y ajustar y corregir las hojas de ruta de las cinco misiones que lidera el Minciencias, tanto en lo metodológico como en la participación real de los actores. El DNP para convertirse en espacio de coordinación intersectorial y multinivel debe trasladar la función de la gestión del sistema general de regalías; y para la coordinación interministerial, además, se debe diseñar una figura efectiva de Ministro del Gabinete que trabaje con el DNP para fortalecer esa coordinación. Gracias por la reflexión

Responder

Dejar un comentario

*Al usar este formulario de comentarios, usted acepta el almacenamiento y manejo de sus datos por este sitio web, según nuestro Aviso de privacidad

Este sitio web utiliza cookies para mejorar tu experiencia. Leer políticas Aceptar

Política de privacidad y cookies