Impuestos en Segunda Vuelta: Menos Propaganda, Más Información - Razón Pública
Inicio TemasPolítica y Gobierno Impuestos en Segunda Vuelta: Menos Propaganda, Más Información

Impuestos en Segunda Vuelta: Menos Propaganda, Más Información

Escrito por César González

cesar gonzalezUn llamado para que se hable con la verdad, a la hora de evaluar las propuestas de los dos candidatos a segunda vuelta, en materia fiscal.

César González Muñoz *

No estoy en plan, por ahora al menos, de controvertir las visiones de las campañas electorales de Santos y Mockus sobre la clase de Estado que, en lo fiscal, debería tener la sociedad colombiana. Lo que me mueve a escribir esta nota es la necesidad de un debate serio, bien informado, responsable con el interés público, sobre el régimen tributario y su papel en la lucha de la sociedad colombiana por desprenderse de la pobreza, de la miseria, de la desigualdad.

La gente debe estar bien informada sobre las opciones que se le plantean en este campo.  Mockus, en particular, tiene la obligación, y la oportunidad, en este par de semanas, de señalar los caminos alternativos, las visiones que lo diferencian de Santos. Tiene la obligación, y la oportunidad, de esclarecer en qué se parecen sus propuestas a las de las demás organizaciones políticas minoritarias que compitieron en la primera vuelta electoral. Es la hora de propiciar la polarización creativa, apacible, respetuosa de la verdad y de los elevados fines que acompañan el deseo de los adversarios de ejercer la jefatura del Estado en los próximos cuatro años. Sin duda, las alternativas de la gestión fiscal son claves en este aspecto.

Claro que aquí estamos hablando de ideologías políticas, de pensamientos sobre la ética pública y la cultura de lo público. No solamente de escuelas gerenciales, de talantes administrativos o de escuelas de pensamiento económico.

Los economistas debemos ser útiles en este propósito; tenemos que entender, sí,  que nuestros saberes son subordinados; que la Política está a la vanguardia. Que el pensamiento económico debe ser tenido en cuenta para discernir lo que promueve y lo que retrasa la prosperidad material de una sociedad. El de los economistas no puede ser, ciertamente, el papel de altavoces de ideas insensatas; de muñecos de ventrílocuo que usan un lenguaje enrevesado y pontifical para darles a sus palabras el rango de verdades reveladas.

Por todo lo anterior me siento muy incómodo con la columna de Alfredo Rangel en el último número de la Revista Semana. Rangel es un economista profesional, entrenado en la Facultad de Economía de mi Alma Mater, la Universidad Nacional.

No he estudiado en detalle la visión de Mockus sobre los impuestos, pero rechazo por abusivos y gratuitos los calificativos de Rangel de "fiscalista y alcabalera" esa propuesta. Es indebido, y propagandístico, que se limite a cantar sin fórmula de inventario la propuesta de Santos de "disminuir la evasión (…) al menos a la mitad", sin que se sepa cuándo, ni mediante cuáles medidas específicas. No es cierto, además,  que la evasión tributaria en Colombia sea hoy inferior al 25%, como dice Rangel: Las cifras oficiales hablan de una evasión del impuesto de renta de cerca del 35%. La evasión del IVA sí está alrededor del 22%. La interpretación de Rangel de la famosa "Curva de Laffer" es totalmente errónea. Ese caballero nunca dijo que las menores tarifas de impuestos provocan un aumento del recaudo por la vía de la disminución de la evasión. No es cierto que en Brasil el impuesto de renta sea del 15%; Las últimas cifras que tengo de las tarifas brasileñas (actualizadas a febrero de 2010) indican que la tarifa del impuesto de renta a las personas va desde el 7.5% hasta el 27.5%, y que la de sociedades es del 34% para ingresos gravables superiores a unos 220 millones de pesos.

Y habría mucho más qué decir de esta nueva pieza de propaganda del economista Rangel. Serán necesarios otros espacios, otros escenarios. Lo que a mí me importa, ante todo, es que la discusión respete la verdad.

 *Miembro fundaddor de Razón Pública. Para ver el perfil del autor, haga clic aquí. 

Artículos Relacionados

Dejar un comentario

*Al usar este formulario de comentarios, usted acepta el almacenamiento y manejo de sus datos por este sitio web, según nuestro Aviso de privacidad

Este sitio web utiliza cookies para mejorar tu experiencia. Leer políticas Aceptar

Política de privacidad y cookies